martes, febrero 14, 2012

Me duele el mundo. Dolor estrepitoso. Barrotes reflejados en mis ojos como en el de los pájaros cuyo destino fue robado; ardor en las alas. Me desangro junto a cada soldado y siento el plomo hirviendo adentro como los ciervos derrotados. Tengo sueños que ya han sido contaminados, solo son sueños que sueñan pesadillas.

Me aturden las escopetas y las bombas. Se me escapan las utopías y el cansancio no me deja correr, tan solo me queda verlas apareándose con el horizonte. Me sofocan los discursos, me tajean las promesas de viento, que con él se van. Tristeza que combina perfecta.

Cada corazón partido es grieta en mi interior. Cada hipocresía es una puntada en mi lengua, cada injusticia una lanza en el pecho. Suspiros de smog, gritos tapados por el volumen del televisor cada vez más fuerte. La destrucción ya pasó a ser extensión de nuestro cuerpo. Ni un millón de lágrimas podrán lavar este calvario.

Dicen que este mundo es redondo pero debo admitir, con impotencia, que a mi no me cierra...
Reacciones:

1 visiones:

reptilio dijo...

hijole lo primero que pense fue en: "siiiii asi me siento" y luego luego dije: hay dias malos, hay cosas malas, pero sin ellas, las buenas no tendrian valor

vamos a encontrar esas cosas que hacen que valga la pena seguir men

un abrazo de verdad

cuidate camarada

y que tengas una feliz vida