martes, julio 10, 2012




Corro, mareado, pero corro. Apenas puedo ver el mar, mas se que está ahí.

Detrás de mis pasos quedan las súplicas en vano a quienes dicen representarme. Atrás agonizan mil cartas escritas desde la más profunda desolación . Tan solo son un buen recuerdo mis días como trabajador. Siete años desempleado fueron suficientes.


Cada vez estoy mas mareado, no soporto las nauseas pero sigo corriendo. Me caigo, me ensucio la cara con arena, me levanto y sigo.  Casi no veo pero oigo las olas del mar.


Prefiero estar muerto que sin ella. Se que me está esperando allá arriba. Perdón por la demora querida, estas malditas pastillas no hicieron el efecto que si lograron en tu hermoso cuerpo, pero no desesperes, yo también me voy a escapar de este mundo de mierda. Esta vez no vamos a fallar.


Nos sacaron todo lo que habíamos conseguido, solamente nos teníamos el uno al otro, y ni eso nos dejaron. Nos encerraron en dos habitaciones de un asilo mugroso por intentar suicidarnos. No pudimos, y estamos peor. Pero no vamos a tropezar dos veces con la misma piedra. Ya leerán en los periódicos con cuanta dignidad saben morir dos ciudadanos asqueados de la hipocresía y de la crueldad de los políticos.


Puedo sentir el agua fría rodeandome los talones. Este no va a ser un domingo cualquiera mi amor, Hoy se termina nuestra agonía y renace nuestro amor, como en aquellos días felices. Solo queda que me secuestre la marea.


Ya no hago pie, pero te aseguro que ni la sal quemandome la boca, ni mis pulmones transformandose en oceano se sufren tanto como la indignidad y el saqueo que nos propinaron todos esos hombres elegantes para vestir pero no para vivir. Si me muero, que sea en este mismo mar en el que se atreven a vacacionar con mi dinero y mis esperanzas.


No me asusta dejar de respirar, porque cuando eso pase, significa que volveremos a vernos. Son solo unos segundos de confusión y desesperación. Solamente tengo que aguantar. Ya te siento mi amor, ya siento tu abrazo. Juntos, otra vez.

Reacciones:

1 visiones:

reptilio dijo...

el asunto es que luego esas olas nos golpean como si nos odiaran

abrazo camarada

y veras que si, un dia de estos vamos a andar flamas por ahi cantando y contando chistes

suerte y disfruta tu fin de